ACROSTICO DE DANIEL ALCIDES CARRIÓN

Daniel Alcides Carrión es el estudiante de medicina que sacrificó su vida para describir los síntomas y encontrar remedio a una enfermedad que mataba a muchos peruanos a finales del siglo XIX: la fiebre de La Oroya. Cada 5 de octubre le rendimos homenaje, en conmemoración del día de su fallecimiento (5 de octubre de 1885).
Acróstico de Daniel Alcides Carrión

Dejaste que corriera en tus venas la
Agonía, la observaste, la estudiaste
Noche y día, vigilaste que aquello
Inoculado en tu cuerpo se conozca
En toda su amplitud para que
Luego todos la podamos combatir.

Actuaste con amor y convicción y algo de
Locura, con solo la intención de aportar en el
Conocimiento de la verruga, para evitar que
Infeste a nuestra población, para que no haya
Duda sobre esa enfermedad, para que todos
Ejecutemos los mecanismos y no quede ni
Sombra de lo dañino. Te inmolaste por lose demás.

Carrión, tu valentía y generosidad
Al punto de ofrendar tu propia vida, se
Recuerda, nunca se olvida. Tu
Retaste no solo a la verruga sino también
Inyectaste pasión por la medicina, tu
Ofrenda a la salud no tiene precio, Perú nunca te olvida.

<< Acrósticos recientes